Comparte este artículo

La Fundación Australiana Contra la Droga cambia de nombre en su último rediseño

01/03/17
Comentarios:

La hasta ahora llamada “Australia Drug Foundation” es la principal fundación australiana dedicada a la prevención del consumo de alcohol y otras drogas, así como a la promoción de valores que eduquen en una sociedad libre de adicciones causadas por estas sustancias. Desde hace 60 años esta organización se dedica a impulsar reformas políticas, asegurar la correcta financiación de los programas de ayuda y a intentar cambiar hábitos en la sociedad.  Ahora la marca ha decidido llevar a cabo un replanteamiento de su identidad de marca, redefiniendo su posicionamiento estratégico y actualizando su imagen. 

El proyecto ha corrido a cargo de la consultora de marcas internacional Saffron de la que hemos hablado anteriormente con proyectos como Panda o BQ. Para el desarrollo de las animaciones, contaron con la ayuda de Never Sit Still. Para el desarrollo web trabajaron con Liquorice

Antes

Después

Uno de los cambios más reseñables es la modificación del nombre de la organización: de “The Australian Drug Foundation” pasa a llamarse “Alcohol and Drug Foundation”. La razón de este cambio era acabar con la concepción errónea de que el alcohol y los medicamentos no son realmente drogas, cuando en realidad son las sustancias que más daño están causando en la sociedad australiana.

Con este nuevo nombre, la ADF se embarca en una nueva etapa en la que espera ampliar significativamente su visibilidad pública. Por esta razón, se hacía necesario el desarrollo de un nuevo sistema de identidad, que fuera accesible, flexible y capaz de comunicar el nuevo propósito de la marca: Preventing harm in Australia (Previniendo el daño en Australia).

Según leemos en la nota de prensa, “esta nueva identidad visual es una deconstrucción y reinterpretación de su anterior imagen, comunicando así el deseo de construir sobre el buen trabajo desarrollado por la organización en el pasado”.

“Las piezas con las que se compone el nuevo sistema gráfico expresan el concepto de colaboración entre los distintos agentes para la consecución de los objetivos de la fundación”.

“Estas piezas se pueden usar para construir casi todo, y comunicar casi cualquier mensaje, permitiendo a la identidad alcanzar todos los puntos de contacto de manera coherente pero no homogénea”.

Un estilo fotográfico característico, un set de iconos acorde al nuevo estilo, animaciones, y mensajes potentes completan el sistema. 

Con la ayuda de Saffron, también trabajaron en la reorganización de su arquitectura de marcas, de manera que pudieran ordenar y unificar todos sus programas y actividades, “y asegurar que respondían a las muy diversas necesidades de la comunidad, del Gobierno, de los socios de la Fundación y de muchos otros involucrados de los que depende el éxito de la ADF”. 

Conclusiones


Salvando cierta falta de legibilidad en el logo, me quedo con dos cosas de este proyecto, por un lado el acierto en el cambio de nombre, que mantiene la siglas pero cambiando la denominación anterior por otra más adecuada a los objetivos. Y por otro lado con las animaciones, que están muy bien ejecutadas y resultan atractivas para todo tipo de público. El video de presentación de la marca es hipnótico.

Un trabajo correcto, que sirve además como ejemplo de cómo el branding puede ayudar también a las organizaciones no lucrativas a conseguir sus objetivos y generar cambios en las sociedades. 

 

Tipo: 
Tipografia: 
Sector: 
Agencia: 
País: 
Síguenos

Opina.

¿Te gusta el rebrading de ADF?